enero 30, 2014

Las manos crecen

Casi a finales del mes de diciembre –del año pasado–, lanzamos aquí en nuestro blog la Convocatoria del Masay maki (Mano hermana): Programa de Voluntarios Transcriptores a distancia.
¡Anima sobre manera la cantidad y calidad de las respuestas recibidas!: a la fecha han solicitado incorporarse voluntarios de Perú, México y Colombia-Estados Unidos.
Algunos voluntarios también nos han escrito pero como comentarios al blog, de manera que no contamos con sus direcciones para contestarles; a ellos les pedimos que nos escriban ya directamente a: enciclopediacampesina@gmail.com indicándonos sus datos.
En estos momentos el ATOC (Archivo de la Tradición Oral Cajamarquina) está siendo trabajado intensamente dentro del Proyecto para contar con los materiales a remitir a los voluntarios transcriptores.

El legado del Legado

El Legado de Libros permitió a la ACIES (Asociación Civil Esperanza) recibir materiales para animarse a leer más.
Bibliotecas Rurales, institución amiga de la ACIES, con quien compartimos objetivos, desafíos y esperanzas, en el mes de diciembre nos invitó a la donación de libros que se organizó en homenaje a David Osoro.
La Red tuvo un particular gesto con nosotros, el mismo que agradecemos profundamente, pues nos ofreció la posibilidad de recoger tantos libros como podíamos requerir para nuestro centro. Es así que llenamos dos cajas con colecciones de tradición oral las mismas que –unidas al Libro de regalo de Navidad que ofrecíamos a los niños de Pomabamba y la Esperanza– se constituyeron en un paquete de sorpresas, nuevas historias para leer, alegrías y el reto de plantear a los niños de la ACIES a que organicen su propia biblioteca familiar y animarse a leer aún más.
Nuestra gratitud a Bibliotecas Rurales y a Alfredo Mires por este gesto, que vino muy bien en el fin de año y con nuevos ánimos para el 2014.
Isabel Gutiérrez

Taller de Voluntariado

Durante la segunda semana de enero realizamos un taller para los voluntarios locales que se han incorporado a los quehaceres de la Red.
En el primer bloque del taller se explicaron las tareas que llevan a cabo los Programas y las Secretarías, así como los detalles de nuestra casa. En el segundo bloque se sustentaron los criterios con que la Red asume el voluntariado, así como una revisión del contexto cajamarquino. La parte conceptual y teórica, aunque fue transversal en todo el taller, fue sustentada al final.
Aparte del equipo central, unos diez voluntarios locales vienen participando en este momento, distribuidos entre todos los programas.
Al taller asistieron también como invitadas las voluntarias locales que participan en la Asociación Civil Esperanza.
El poeta Rabindranath Tagore decía que “El hombre es un niño: su poder es el poder de crecer”.